jueves, 6 de mayo de 2010

hirudo medicinalis

Si le apetece adoptar una mascota y está cansado de gatos, perros y todo eso, hay un animalito en el que tal vez no haya reparado. Un animal que tanto puede vivir en el agua como fuera de ella, que tiene cinco pares de ojos (son para verle mejor) y tres mandíbulas con más de cien dientes en cada una (son para morderle mejor). Un animal tan inteligente que puede tener hasta 34 cerebros: la sanguijuela, esa gran desconocida.

No tendrá que preocuparse por alimentarla (se espabila muy bien solita) ni por sacarla a pasear porque podrá llevarla siempre consigo: solo recuerde quitársela antes de bañarse en el mar y antes de ducharse con gel. Su vida cambiará. Le reducirá hematomas e hinchazones, le evitará desagradables coágulos... y nunca, nunca más volverá a sentirse solo. Contacte con su cazador de sanguijuelas más cercano y ponga una sanguijuela en su vida o regálesela a la persona amada. No se arrepentirá.

9 comentarios:

koldo dijo...

prefiero no proponerlo en casa: seguro que me ponían alguna para adormar mis orondeces.

miguelgato dijo...

Pero en los Pet Shop ¿venden cosas pa este tipo de mascotas? es que si no a ver donde va a dormir y hacer caquitas el pobre animalico.

Helter dijo...

Eso de las mascotas va a gustos, Koldo. Yo por ejemplo jamás tendría una pitón, pero un lagarto pequeño en un terrario apañao con sus plantas y sus luces, pues igual sí. Bueno, a no ser que tuviera que alimentarlo con ratones vivos, que me daría repelús.

Los dependientes de las tiendas de mascotas, también conocidos como Pet Shop Boys, tienen de todo, miguelgato. Con una pecera vulgaris con plantitas cualquier sanguijuela sería completamente feliz. Recuerde: agua dulce y nada de sol directo. Déjela chuparle solo dos sesiones de media hora al año y tendrá suficiente, y para que se entretenga de vez en cuando le puede dar trozos de hígado de cerdo: ¡le encanta lamerlo!

ludovico dijo...

Ahora me entero, bueno por la entrada anterior, que Barcelona tiene una calle dedicada a mi pueblo ¡estem agermanats!

¿Los directores de banco cuentan como animal de compañía hemofílico?

Arkab dijo...

Oiga, Helter, ¿está nennviosa? Yo lo estaría.

Si usted y mi sistema inmunológico me lo permiten, aprovecho para mandarle un beso alérgico. Pocho total ando, reina mía.

Spanique dijo...

Ya se le echaba de menos, ARkab.
Y yo sé que quería decir algo, que hasta parecía inteligente, pero se me ha olvidado... Asi que beso yo también

Helter dijo...

¿Y hay calle Barcelona en su pueblo, Ludovico? ¿Y hay moreras?
Sí que los directores de banco son parásitos de compañía, pero son mucho más pesaos de llevar encima que las sanguijuelillas. Y más caros de mantener, esos no se conforman con dos shurrupaíllas al año...

Nerviosa me puse con el Inter, Arkab, porque el traductor ese (perdone, Spanique) me puede. Espero que se le arrugara mucho el traje después del remojón aspersoril. Será un partido bonito porque los dos nos jugamos mucho, y pa mí que la clave van a ser los porteros. Bueno, vale, un poco nerviosa sí que estoy... Venga, besazo, y total, por letra arriba letra abajo, cambie la alergia por alegría.

Spanique, cada día que pasa me caen mejor l@s amnésic@s. El caso es que no acabo de recordar por qué. ¿Su costillo aún es del Barça, o se ha pasao al Inter? ¡Besazo!

ludovico dijo...

Pues no, no hay calle Barcelona en mi pueblo, peroooooooo, hay un club de Barça Q U E L O F L I P A S

Spanique dijo...

Calle, calle, Helter, si este hombre con los italianos, ná de ná (aunque con los ingleses, tampoco, y los alemanes, pues menos...)Este es primero de Francia y luego de las Espanyas (aunque yo le aconsejaría que siga con el Barça y que se olvide del Zaragoza)